El Memorando de Estocolmo. Simposio de Premios Nóbel por la Sostenibilidad

abuelo árbol

El sistema Tierra es complejo. Hay muchos aspectos que todavía no comprendemos. Sin embargo, somos la primera  generación con la percepción de los nuevos riesgos globales a los
que la humanidad se enfrenta.  Afrontamos la evidencia de que nuestro progreso como especie dominante ha ocurrido a un costo muy elevado. Los patrones insostenibles de producción, consumo y crecimiento  demográfico constituyen un desafío a la resistencia del planeta
para soportar la actividad humana. Al mismo tiempo, las  desigualdades entre las sociedades y dentro de las mismas  siguen siendo altas, dejando a miles de millones de personas con
necesidades humanas básicas insatisfechas y con desproporcionada  vulnerabilidad a los cambios ambientales globales.

Esta situación nos preocupa profundamente. Como miembros  del tercer Simposio de Ganadores del Premio Nobel hacemos un llamado a todos los líderes del siglo XXI para ejercer una   responsabilidad colectiva de administración planetaria. Esto significa  sentar las bases para una civilización global sostenible y equitativa en  la que toda la comunidad de la Tierra sea segura y próspera.
La ciencia indica que estamos transgrediendo los límites  planetarios que han mantenido a la civilización segura durante  los últimos 10 mil años. Se acentúa cada vez más la evidencia
de que la presión humana está comenzando a sobrepasar la  capacidad de amortiguación de la Tierra.  Los seres humanos somos ahora los conductores más significativos  del cambio global, impulsando al planeta en una nueva época  geológica, el Antropoceno. Ya no podemos excluir la posibilidad  de que nuestras acciones colectivas activen puntos de inflexión,  arriesgando abruptas e irreversibles consecuencias para las  comunidades humanas y los sistemas ecológicos.  No podemos continuar por nuestro camino actual. El tiempo para  dilaciones ha terminado. No podemos permitirnos el lujo de la  negación. Debemos responder racionalmente, equipados con evidencias científicas.

Nuestro dilema sólo puede resolverse volviendo a conectar el  desarrollo humano y la sostenibilidad global, alejándose de la  falsa dicotomía que los coloca en oposición.  En un mundo interconectado y constreñido, en el cual tenemos una relación simbiótica con el planeta, la sostenibilidad del medio ambiente es una condición previa para la erradicación de la pobreza, el desarrollo económico y la justicia social.  Nuestro llamado es hacia una transformación e innovación
fundamentales en todos los ámbitos y en todas las escalas, a fin  de detener y revertir el cambio ambiental mundial y avanzar hacia  una prosperidad justa y duradera para las generaciones presentes  y futuras”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s